#Narcos CC-7 es un supuesto narcotraficante llamado Edgar Ríos, alias “Pluto,” quien según fiscales Geovanny Fuentes Ramírez y Melvin Sandres lo mandaron a matar. Según una nota de La Prensa, los ocho sicarios llegaron en dos camionetas y vestidos de policía.
Rios fue el dueño de la discoteca La Rumba en Choloma y también supuesto integrante de una banda de sicarios conocido por el nombre de la disco. Según fiscales, el debía 300 kilogramos de cocaína a Sandres y Fuentes.
Banda La Rumba también contaba con CC-12, Jorge Guifaro, alias “Vaquero,” un sicario responsable por muchas muertas. Vaquero trabajaba primero con Don H, y luego con los Cachiros, Sandres y Fuentes, según fiscales.
Sandres supuestamente intentó contratar Guifaro para matar a los Cachiros, pero él lo traicionó y lo mató a cargo de los Cachiros, entrando la casa de Sandres en la medianoche vestido de policía. Según fiscales, él luego intentó matar a Fuentes.
Hay muchos otros asesinatos atribuidos a Guifaro. En 2010, él asesinó a Javier Caballero, un trabajador el ganadero de los Cachiros. Devis Rivera creía que Caballero robaba ganado.
Guifaro también tuvo una mano en un atentado contra el exdiputado Fredy Najera en Olancho. El que propuso asesinar a Najera fue un socio de los Cachiros, Jose Funez Lisser. Dias después, Najera y otros dispararon a Lisser y mató al político Rigo Mendez Acosta.
Fuentes admitió que conocía a Guifaro, que él había empezado a trabajar con Sandres de seguridad, y que era un sicario que había amenazado a su hijo y luego fue asesinado.
Cortesia:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.